La guía definitiva para reformar tu hogar

La guía definitiva para reformar tu hogar

¿Estás pensando en renovar tu casa? ¿Quieres hacer cambios en la cocina? ¿Llevar a cabo una reforma en el baño? Solo valdrá la pena si se aborda correctamente. Toda reforma empieza con una idea que queremos que se haga realidad para que la vivienda gane en confort y calidad. En otras palabras, todos estos cambios implican dar una nueva y mejor vida a tu casa. Si quieres que todo salga rodado, no te pierdas nuestra guía para reformar tu hogar.

Ventajas

Hay muchas ventajas en la renovación de una casa en comparación con la compra de una nueva propiedad o la construcción propia. Quizás la principal ventaja es el potencial que le puedes llegar a sacar a tu vivienda. Seguido de cerca por el hecho de que, un proyecto de renovación, puede dar como resultado un hogar con un mayor valor.

Otra ventaja es que la calidad de vida en casa va a aumentar. Es consecuente con una reforma integral, que tu vivienda alcance un nivel más alto de habitabilidad. Las diferentes habitaciones y espacios de tu hogar que vayas a reformar o renovar van a mejorar funcionalmente.

Además, vas a poder tener la vivienda que tú quieras y desees. Tú eliges cuales son los cambios, y aunque pueda haber condiciones que limiten tu proyecto un poco, al final vas a tener la libertad de escoger la distribución de tu casa.

Guía para llevar a cabo la reforma

A pesar de todo, sabemos que empezar una reforma es algo difícil y es un paso que cuesta dar. Puede ser un proceso emocionante y gratificante, pero no está exento de desafíos. Al igual que con todos los proyectos de mejoras para el hogar, una reforma requiere mucha planificación y trabajo duro.

Por eso en Diva Reparaciones hemos creado la guía definitiva para que todo salga tal y como quieras. Para garantizar que el proyecto de reforma funcione sin problemas solo tienes que seguir los siguientes pasos presentadas en forma de pregunta.

1. ¿Qué cambios quiero?

Lo primero de todo es tener claro cuáles son las reformas que quieres llevar a cabo. Debes saber qué cambios son necesarios y cuál quieres que sea el aspecto final de tu hogar. Si necesitas inspiración para ello, puedes apoyarte en revistas como Interiores, El Mueble o Casa Viva, donde seguro vas a poder sacar alguna idea. Una vez tengas todos los cambios decididos, anótalos y guarda esa información.

2. ¿Es posible llevar a cabo mi plan?

Una vez tienes claras tus necesidades, debes evaluar la factibilidad del proyecto antes de ponerlo en marcha. No todos los planes de renovación y reforma van a ser adecuados para ti, pues pueden surgir imprevistos.

Por eso te recomendamos responder un listado de preguntas sobre los inconvenientes que pueden aparecer. De esta forma podrás evaluar dichos cambios y acabar de decidir si tu proyecto es posible. Un ejemplo sería el siguiente:

  • ¿Cuánto del trabajo será estructural y cuánto será decorativo?
  • Mira las casas vecinas. ¿Han tenido éxito en obtener el permiso de planificación para renovaciones similares a las que tienes en mente?
  • ¿Existen convenios o restricciones de planificación de los que tenga conocimiento que podrían impedir las ampliaciones o modificaciones previstas?
  • ¿Cuál es la opinión de un experto sobre los cambios que quieres realizar?

Sólo cuando estés seguro de que la reforma se puede llevar a cabo podrás seguir adelante con tu proyecto.

3. ¿Cuál es tu presupuesto y cuánto podría costar la reforma?

Es indispensable que todos los cambios que quieras realizar en tu vivienda se adapten a tu presupuesto. Para saberlo vas a tener que hacer una estimación aproximada de cuánto costaría llevar a cabo la reforma. Además, también deberás tener en cuenta cuáles son las ayudas directas que puedes solicitar según tu comunidad autónoma.

Otra opción es solicitar directamente a un profesional cuál es su presupuesto. Aprovecha para solicitar detalladamente cuales son los costes de albanaría, electricidad, fontanería, materiales, etc. Pero para ello debes encontrar primero la empresa de reformas más adecuada para ti.

4. ¿Cómo escojo a los mejores profesionales?

La mejor opción en estos casos es confiar todo el proyecto a una sola empresa de reformas que pueda realizar todos los cambios y renovaciones necesarias. Es más conveniente ya que la coordinación va a ser mucho mejor y además el precio va a ser más ajustado.

En empresas como Diva Hogar nos especializamos en reparaciones para el hogar y abarcamos todos sus ámbitos. Contamos con una amplia red de colaboradores profesionales de la fontanería, albañearía, pintura, lampistería y bricolaje. Por ello podemos cubrir todas y cada una de tus necesidades.

Además, la empresa de profesionales debe ayudarte a acabar de planificar y ajustar tu plan para que todo vaya sobre ruedas.

 

5. ¿Qué permisos necesitas?

Una vez el proyecto final está decidido, necesitas saber cuáles son los permisos que requiere dicha reforma. En la mayoría de los casos suelen ser trámites fáciles de gestionar, pero siempre es recomendable acudir a tu comunidad de vecinos o tu ayuntamiento para preguntar. Así se podrá definir si necesitas una licencia para una obra mayor o menor. Por norma general, las licencias no son muy caras y los permisos pueden obtenerse de forma ágil y rápida.

Las obras mayores requieren de una licencia firmada por un arquitecto y deben ser presentada en el Ayuntamiento. Este tipo de obras engloban reformas que afecten a la estructura de la vivienda, la fachada o las zonas comunes. Así como aquellas obras que incluyan la ampliación del volumen del inmueble.

En cuanto a las obras menores, aquí encontramos al resto de reformas con una magnitud mucho más pequeña. El Ayuntamiento te dirá si necesitas firmar una licencia o si un acto comunicado es suficiente.

 

Una vez hayas completado todos estos pasos solo te quedará tener paciencia para poder disfrutar de tu casa próximamente. En ocasiones puede parecer que las obras no van a terminar nunca, y más aún si surgen imprevistos por el camino. Pero una vez el proceso finalice verás como la espera habrá merecido la pena.

En definitiva, la clave de una buena reforma o renovación está en planificar bien cada uno de los pasos y en dejar el proyecto en manos de una sola empresa con los mejores profesionales. Si tienes cualquier pregunta en Diva Hogar estaremos encantados de ayudarte. Estamos a tu disposición y ya contamos con más de 1.700 clientes que nos avalan como buenos profesionales. ¡No dudes en ser el siguiente!

 

Ayudas para la rehabilitación de edificios

Ayudas para la rehabilitación de edificios

La importancia de la renovación y rehabilitación de edificios comunitarios es crucial para poder asegurar una mejora en su accesibilidad, seguridad y eficiencia energética. Un mantenimiento deficiente de dichos edificios puede comportar el desgaste del espacio público además del deterioro de la vida de los vecinos y vecinas. Por eso, en Diva Hogar te vamos a explicar todo lo que necesitas saber sobre las ayudas del gobierno para la rehabilitación de edificios que específicamente el Gobierno de Catalunya otorga a las comunidades de vecinos.

El objetivo que tiene el Gobierno con este proyecto, es adaptar las viviendas a los retos nacionales y europeos actuales en cuanto a su sostenibilidad. Además, con estas medidas, el Ayuntamiento de Barcelona quiere fomentar la rehabilitación de los elementos comunes para hacer frente a las posibles reparaciones futuras de patologías estructurales de los edificios.

Tipos de ayudas a las que pueden acceder los vecinos

Existe una regulación para los programas de ayudas del gobierno para la rehabilitación de edificios. Estas son sobre la rehabilitación residencial y viviendas sociales, por lo que cada comunidad recibe un aval mediante el Instituto de Crédito Oficial (ICO). En total se han destinado 1.100 millones de euros para dichos avales. De esta cantidad, el 16’6% va destinado a Cataluña. En total son 186 millones de euros destinados a tres distintos tipos de deducciones:

  • Deducción del 20%: Con una base mínima de deducción de 5.000 euros anuales. Siempre y cuando las obras que se realicen contribuyan a una reducción de al menos un 7% de la demanda de calefacción y refrigeración.
  • Deducción del 40%: Que o bien contribuya a la reducción de un 30% del consumo de energía primaria no renovable, o sino que mejore la cualificación energética hasta llegar a las letras “A” o “B”. Todo esto en edificios habituales hasta un máximo de 7.500 euros por vivienda.
  • Deducción del 60%: De la misma manera que antes, que o bien contribuya a la reducción de un 30% del consumo de energía primaria no renovable, o sino que mejore la cualificación energética hasta llegar a las letras “A” o “B”. Pero en este caso en edificios residenciales hasta un máximo de 15.000 euros por vivienda.

reforma edificio comunitario ayudas

Tipos de actuaciones subvencionables 

Las actuaciones que se subvencionan para la rehabilitación de los edificios deben de encontrarse en uno de los siguientes ámbitos:

  • Rehabilitación de la estructura: La obtención y/o mejora de la habitabilidad en viviendas para conseguir las condiciones mínimas exigidas en el Decreto 141/2021. De este modo las reformas cumplen con la normativa vigente. Se consideran aquellas obras que son de sustitución y/o refuerzo.
  • Eficiencia energética: Son aquellas mejoras energéticas y de sostenibilidad en viviendas para la adecuación de instalaciones comunitarias en cuanto gas, agua, electricidad y saneamiento. Además, también incluye la eliminación de elementos obsoletos de amianto, la transformación en cubiertas para que sean verdes al 50% y la instalación de energía solar.
  • Accesibilidad: Para la adaptación de la movilidad de las viviendas. Instalación de aparatos elevadores, ampliación de puertas, obras de rehabilitación en vestíbulos y escaleras entre otras actuaciones.

La letra pequeña de la solicitud 

Para empezar, solo pueden pedir esta ayuda el presidente/a de la comunidad de propietarios, el administrador/a o el mismo propietario/a del edificio. Por otro lado, las viviendas de uso turístico quedan totalmente excluidas de la subvención. Por lo tanto, solo se consideran aquellos edificios que, en términos generales, están destinados a la vivienda habitual permanente.

En cuanto al estado de los edificios, estos tienen que haber estado construidos antes del año 1996. Exceptuando aquellos casos de obras por accesibilidad y/o mejoras en la eficiencia energética. También es necesario que el 70% de la superficie del edificio, menos la planta baja, este destinada a la vivienda habitual. Si no es así, solo se podrán obtener ayudas con una subvención proporcional a la superficie del edificio. En el caso de las viviendas alquiladas, estas solo podrán recibir subvenciones si: su precio de alquiler está por debajo del máximo previsto en el índice de referencia de precios de alquilar de la Agencia de la Vivienda de Cataluña, y si disponen de un contrato de alquiler con al menos 5 años de duración.

ayudas reparación reforma edificio

Puedes solicitar un crédito 

En el caso de que tu edifico cuente con todos los requisitos de las ayudas del gobierno para la rehabilitación de edificios, podrás acceder a un crédito. El Departamento de Derechos Sociales, mediante la Agencia d’Habitatge de Catalunya (AHC), ha abierto una convocatoria para que las comunidades de propietarios puedan acceder a una línea de crédito. Así pues, se pueden financiar las inversiones en la rehabilitación del edificio. La solicitud para este préstamo debe solicitarse mediante el formulario de la web ICF desde el 3 de diciembre hasta el 31 de diciembre de 2022.

De esta manera, cuando la comunidad cuenta con el dinero necesario para así poder hacer las reformas necesarias, este préstamo se puede devolver en 15 años con un interés muy bajo. En la mayoría de casos se trata de cuotas mensuales pequeñas y asumibles para los vecinos. El principal requisito para poder acceder a este crédito es que la comunidad de vecinos sea solvente. El importe mínimo del préstamo y el presupuesto de las obras de rehabilitación, deberán ser iguales o superiores a los 30.000 euros por el conjunto de la comunidad de propietarios. Eso sí, sin poder sobrepasar el máximo del 20.000 euros por vivienda.

¡Esperamos que este artículo te hay sido de ayuda! Si quieres más información, no dudes en contactar con nosotros. Recuerda que en Diva somos expertos en reformas, rehabilitaciones y reparaciones del hogar.